Elcano regresa a Sevilla cinco siglos después

Posted on

El 8 de septiembre de 1522, un grupo de dieciocho hombres completamente famélicos, desnutridos y aquejados por un buen número de enfermedades, desembarcaban en Sevilla para completar la que sigue siendo sin lugar a dudas una de las aventuras más espectaculares protagonizadas en toda la historia por el ser humano. Ese pequeño grupo de marineros, capitaneados por Juan Sebastián Elcano, fueron los primeros en dar navegando una vuelta completa al mundo, surcando los mares del globo terráqueo. Una efeméride en la que Sevilla fue más que protagonista.

Isabel sólo tiene nueve años, y no pierde detalle de todo lo que observa en el interior de la réplica de la nao Victoria que se encuentra atracada estos días en el sevillano muelle de Las Delicias. De la mano de su padre recorre los diferentes espacios del navío, se sienta donde se sentaban los marineros, toca las cuerdas, siente el crujido de la madera y le termina preguntando a su padre: «¿De verdad aquí, con lo pequeño que es todo, pudieron vivir durante tanto tiempo esos señores papá?».

Una sensación que desde luego es común a muchos de los sevillanos y visitantes que abarrotan las diferentes actividades que se han puesto en marcha con motivo del V Centenario de la Vuelta al Mundo, en un programa de celebraciones que en la tarde del 8 de septiembre ha acogido una interesante propuesta, donde se ha simbolizado lo que fue el auténtico final de la expedición.

Justo al día siguiente, el 9 de septiembre, Elcano y sus hombres acudieron a la capilla de la Antigua de la Catedral de Sevilla para dar gracias por haber llegado vivos después de tan magna aventura.

Partiendo desde la propia nao Victoria y navegando a través del río Guadalquivir hasta el Altozano y el puente de Triana, con el sol poco a poco cayendo en el horizonte, un grupo de actores ha recreado lo que pudo ser el desembarco en Sevilla protagonizado por Elcano y sus hombres.

Marineros del siglo XVI

Divididos en dos barcas que han impulsado con remos, dando vítores de ánimo y ataviados al estilo de los marineros del siglo XVI, este grupo ha dejado bonitas imágenes, todo ello bajo la atenta mirada de cientos de sevillanos que no han querido perderse esta propuesta que ha tratado de recrear un viaje en el tiempo para entender todo lo que supuso un logro que por sus dimensiones y dificultad puede prácticamente equipararse a la llegada del hombre a la luna, ya en pleno siglo XX.

Esos dieciocho hombres, que fueron capaces de resistir a todos los problemas que surgieron en las diferentes etapas del viaje, han rendido homenaje en la Sevilla del siglo XXI a los 245 tripulantes que, en cinco naos, iniciaron un camino que iba a cambiar la manera de percibir el mundo.

Hasta el 11 de septiembre, todos los sevillanos tienen la oportunidad de seguir vibrando con este reto gracias a las numerosas actividades incluidas en el Festival del V Centenario de la Vuelta al Mundo.

Source

Leave a Reply

Your email address will not be published.